Home Noticias Nacionales ¿Por qué se corta la luz en Santiago cuando hay vientos fuertes?

¿Por qué se corta la luz en Santiago cuando hay vientos fuertes?

45
0

Ya estaba comenzando a oscurecer, y, en el momento menos preciso, 48 mil casas quedaron sin luz, en la zona oriente de la Región Metropolitana. ¿La razón? Las fuertes ráfagas de viento que golpearon a la capital, dejando incluso árboles caídos y cables sueltos botando chispas, que fueron registrados por los usuarios en redes sociales.

Pero, ¿por qué es tan fácil que se corte la electricidad con los vientos fuertes? Y, ¿cómo se puede evitar que siga pasando?

¿Por qué se corta la luz cuando hay vientos fuertes?

Puede sonar un tanto obvio, pero los vientos fuertes provocan que, cuando el cableado está expuesto, las líneas eléctricas toquen las ramas de árboles o, incluso, otros cables cercanos. Además, la fuerza de este fenómeno puede provocar que se impacten transformadores y postes de servicio, provocando cortes de energía masivos en distintas zonas.

Los árboles también pueden interferir con las líneas eléctricas e incluso caer sobre ellas. Sin dejar de mencionar las ramas, que pueden romperse con el viento y dañar las líneas, en especial las especies que son mucho más frondosas.

Así se registró en comunas como Las Condes, donde varios usuarios fotografiaron la caída de árboles sobre las veredas e, incluso, un edificio.

La prevención es clave, y tener una correcta instalación eléctrica puede ayudar a que no existan cortes de luz, aunque nadie puede evitar ni predecir que, por ejemplo, un árbol se caiga.

Sin embargo, siguiendo las guías de una buena organización comunal, se debe hacer limpieza en las calles con árboles frondosos, especialmente por donde pasan líneas eléctricas, para así evitar que las ramas se acerquen al cableado y provoquen daños que desembocan en el corte de luz.

¿Por qué se corta la luz cuando hay vientos fuertes?

Además, en la RM, hay algunos tramos en las comunas de Providencia, Lo Barnechea, Las Condes y en el Centro Cívico de Santiago donde existen vías eléctricas subterráneas que, de estar en toda la ciudad, podrían ayudar a evitar eventos como los que sucedieron ayer.

No obstante, el gran pero es su elevado precio para implementarlo.

En 2017, cuando se registraron fuertes ráfagas que desprendieron techos, avisos publicitarios y árboles que dejaron a 263 mil clientes sin servicio, la ingeniera Rosa Serrano, de la Asociación de Empresas Eléctricas le dijo a Emol que era una excelente solución al no tener redes expuestas, pero que el precio iba en torno a las 10 veces más que el costo de una línea aérea.

comentarios

Comentarios

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here