Home Noticias Nacionales Evelyn Matthei: “Los chilenos se han dado cuenta de que tanto experimento...

Evelyn Matthei: “Los chilenos se han dado cuenta de que tanto experimento no lleva a muchos lugares, van a apreciar más la trayectoria”

67
0

“Tengamos claro que ese término lo inventó la izquierda”, sostiene la alcaldesa de Providencia, Evelyn Matthei. Se refiere al calificativo de “travesti político” que utilizó el líder del Partido Republicano, José Antonio Kast, para referirse al Presidente Gabriel Boric durante la convención de Vox en Madrid. “Lo inventó nada menos que la expresidenta y nada menos que respecto de Piñera”, señala. Y aunque toma distancia de la polémica que generó el término, sostiene que no se puede seguir en una lógica de “quién critica más”. “Cuando uno ve una necesidad en el país, uno tiene que sentarse con pragmatismo a ver con quién logra avanzar para solucionar esa necesidad: para eso nos eligen”, remata.

La suya será una carrera larga. ¿Cómo manejará el desgaste de cara a la presidencial?

No es un tema que me preocupe. Uno lo puede ver desde el punto de vista del desgaste, pero también desde el punto de vista de una consolidación. Depende mucho de lo que uno haga. Lo que no hay que hacer es adelantar tiempo. Hoy día soy alcaldesa y lo seguiré siendo hasta diciembre.

Su diseño es muy parecido al que le tocó enfrentar a Joaquín Lavín en 2021. Era el candidato mejor aspectado en las encuestas y decidió no ir a la reelección. ¿Cómo evitar el mismo resultado?

Usted está dando un ejemplo de cuatro o cinco que hay. Y es el contraejemplo, porque, en todos los otros casos, el que iba corriendo con ventaja fue el que ganó. Así que, mire, no es un factor que a mí me preocupe. Ahora, lo que viene son elecciones de gobernadores, que son súper importantes, elecciones de alcaldes. Y yo, además, no veo a esa elección como un predictor de la elección del próximo año.

Pero se ha dado esa coincidencia …

Se ha dado la coincidencia. Pero también veo que hay alcaldes que sacan un 70% en su comuna, pero su partido no sacaría ni el 25% ni el 30%. Es decir, las elecciones, sobre todo de alcaldes, no tanto de gobernadores, obviamente es mucho más local.

Usted igual está poniendo a disposición su capital político: participó el sábado de una actividad con los candidatos…

Me pasa que, efectivamente, tenemos que hacer todo lo posible para que nos vaya bien. Los alcaldes de verdad pueden hacer una diferencia muy fuerte en la vida cotidiana a los ciudadanos. Y tenemos gente muy buena que podría llegar a ser muy buenos alcaldes. Sebastián Sichel sería de verdad, yo creo, que un lujo de alcalde. Mario Desbordes sería un lujo de alcalde.

Usted no va a la reelección, pero se le endosará como medida de éxito o fracaso el resultado de Jaime Bellolio, a quien eligió para sucederlo.

A Jaime yo lo apoyo, le tengo mucho cariño, pero tiene que él ganarse sus votos. Los votos uno no los endosa. A mucha gente le hace sentido si él señala, por ejemplo, que su gestión tendría ciertos énfasis parecidos a los míos. Eso puede ayudar o no ayudar. Pero quiero ser súper clara: aquí cada uno se gana los votos.

¿Le ha gustado cómo Chile Vamos ha empezado a resolver su planilla municipal? Se lo pregunto porque usted ha intervenido.

Muy poco. En algunas ocasiones muy contadas, efectivamente, he intervenido.

¿Y por qué tuvo que intervenir en Santiago, por ejemplo?

Bueno, había ahí varios buenos candidatos. Yo pedí que se definiera uno rápido, porque había que empezar a trabajar.

Republicanos acusó hace algunos días que hay una falta de liderazgo en Chile Vamos, porque no se cierran las negociaciones. ¿Lo atribuyó como una alusión a usted?

No, para nada.

¿Y cuál es su lectura?

Aquí va a haber muchas declaraciones. Eso es normal, es parte del proceso. Es cómo cada partido y cada persona trata de acomodarse. A mí lo único que me importa es el resultado: que llevemos buenos candidatos. En las negociaciones, a veces se ponen otros candidatos que son para transar.

Matthei asegura que intervenido “muy poco” en la negociación municipal. “En algunas ocasiones muy contadas”, precisa.
Foto: Andres Perez.

¿Ha sido buena la disposición de los republicanos?

Es que no estoy en esas negociaciones, por lo tanto no lo sé. Lo que importa es el resultado final. Y el resultado final es si logramos efectivamente actuar con unidad, con generosidad. Si en alguna parte el candidato mejor es el de republicanos, será ese.

¿Y cómo interpreta que republicanos diga que Bellolio no es candidato de ellos?

No voy a entrar en todas esas cosas, yo tengo la impresión de que finalmente todo el mundo va a actuar de manera racional. Y yo creo que el comportamiento razonable también influye finalmente en la intención de votar. O sea, a la gente no le gustan los partidos que vienen a romper y a imponer. Creo que eso causa finalmente rechazo.

Usted sinceró que está preparándose para un desafío presidencial. ¿Cuán importante es haber gestionado? Usted fue parlamentaria, ministra, ahora alcaldesa…

No es sólo saber qué es lo que uno quiere hacer. Es de cómo resolver conflictos, cómo darse cuenta tempranamente de que habrá conflictos por tal y cual cosa, cómo adelantarte a ello, es una cosa bien importante. Y, por ejemplo, en tema de seguridad ciudadana, en este gobierno no vamos a avanzar suficiente (…). El tema de la gestión, efectivamente, es muy importante y es uno de los grandes déficits de este gobierno.

Suelen atraer más aquellos que polarizan. En medidas de seguridad, José Antonio Kast ha elevado la apuesta. Viajó a El Salvador y elogia ese modelo. ¿Hasta qué punto medidas de esa naturaleza le hacen más sentido a la gente?

En primer lugar, los chilenos han ya experimentado harto, los chilenos se han dado cuenta de que tanto experimento no lleva a muchos lugares. Yo creo que los chilenos van a apreciar un poco más la trayectoria. En segundo lugar, sí, obviamente que ir a ver experiencia en el extranjero suma.

Usted lo hizo, de hecho.

Nosotros fuimos a Medellín el año pasado, donde realmente bajaron los homicidios. Pero también los chilenos entienden que las cárceles son una cosa, pero que también lo son la prevención, la inteligencia, el rol del Servicio de Impuestos Internos. En todo caso, me alegro mucho de que hayan ido a ver la experiencia de Italia. Yo vengo diciendo hace dos años que Italia es el país que mejor ha sabido manejar el tema carcelario. Entonces, uno empieza a escuchar que hay otros políticos que plantean lo mismo.

Cuando usted dice que Chile ya no está como para experimentos lo hace en alusión a Kast. ¿Se refiere a que el proyecto político de los republicanos es nuevo?

Lo que señalo es que no creo que los chilenos decidan por uno o dos viajes. Son cosas que pueden poner temas en discusión, pero no creo que eso haga la diferencia.

Su principal contendor en la derecha es Kast. ¿Cómo diferenciarse de él? Usted hablaba de la trayectoria política.

Nunca pienso en términos de los posibles contendores. A mí lo que me obsesiona es el futuro de Chile. Tomamos como que era obvio que Chile iba a crecer, y mira ahora. Dimos por sentado que las generaciones nuevas eran mejores que las más antiguas, y mira ahora. Dimos por sentado, en el fondo, que íbamos en una senda continua de progreso. Y todo eso se vino abajo. Los chilenos han visto cuáles son probablemente las medidas que fueron causando este problema. Y creo que tienen una visión madura de que Chile básicamente necesita estabilidad, experiencia, necesita manos firmes, pero al mismo tiempo dialogantes.

¿En qué nota ese cambio?

Porque el mismo electorado que hace menos de cuatro años votó por Boric, votó por la Lista del Pueblo, y después por los republicanos. Y por eso hoy, cuando uno mira las encuestas, yo diría que básicamente lo que están buscando es una solución concreta a su problema (…). La gente hoy valora mucho más que hace cuatro años, por ejemplo, los 30 años que tuvimos a partir de la vuelta a la democracia.

“No creo que los chilenos decidan por uno o dos viajes. Son cosas que pueden poner temas en discusión, pero no creo que eso haga la diferencia”

Evelyn Matthei

¿Es de las que creen que existen dos derechas? ¿Le preocupa el crecimiento de republicanos sobre Chile Vamos?

Me interesa una sola cosa: cómo Chile sale de la múltiple crisis en la que está metido. Cómo sale de la crisis de la seguridad, de la crisis política con 22 partidos, cómo sale de la crisis económica en que estamos estancados (…). El resto es un problema de manejo del día a día en que me ha tocado ene veces, ¿no es cierto?, que uno tiene que conversar con uno, conversar con otro, hay que llegar a acuerdos…

Usted dijo que Kast tiene un techo por su trato al votante femenino. ¿Eso cree que le impedirá ser Presidente?

Lo he sostenido en muchas oportunidades y creo que, efectivamente, tiene un techo.

¿Le va a impedir ser Presidente?

No sé si le va a impedir. Porque todo depende de las circunstancias, de quiénes son los rivales, etc. Pero que sí se va a hacer muy difícil, sí se va a hacer muy difícil.

Dice que la gente valora la trayectoria. Ustedes como Chile Vamos tienen más experiencia, más equipos que republicanos. ¿Le juega a su favor?

Efectivamente, estoy trabajando con distintos equipos. Hay mucha gente con mucha experiencia. Obviamente, también uno siempre aspira a la renovación, etc. Pero eso es una ventaja en el sentido de que Chile Vamos ya estuvo en el gobierno dos veces.

¿No le complica que Kast vaya directo a la primera vuelta?

No me cabe duda que irá directo a la primera vuelta. Las cosas son así. Y yo, de las cosas que he aprendido tanto en política como en economía, es que uno tiene que reconocer cómo son las cosas.

Se lo pregunto porque una de las últimas jugadas políticas del fallecido expresidente Piñera era la idea de una gran alianza de centroderecha: desde republicanos hasta los demócratas. ¿Eso no le parece posible?

No lo sabemos.

¿Le ve algún tipo de chance?

Parto de la base de que Demócratas y Amarillos son de centroizquierda. Me parece muy bien que armen su proyecto político y su programa desde ese punto de vista. Y qué bueno sería que nos pudiéramos entender súper bien con ellos. Y tengo claro que republicanos es una cosa totalmente distinta. ¿Cómo se puede trabajar en forma conjunta? ¿Cómo se puede articular una acción conjunta? En algunos casos será por pacto, en otros casos será… no sé. Pero esas son las realidades con las que te toca lidiar.

¿Iría a primarias con Demócratas y Amarillos?

Yo, de verdad, siento que son preguntas que no son de ahora. Todavía es política ficción. Primero hay que ver quiénes son los posibles candidatos, cuánto pesan. O sea, falta demasiada información.

Algunos dicen que no quiere primarias…

No sé quién ha dicho eso, yo no lo he dicho. Depende de las circunstancias, yo nunca me he negado a nada, nunca he pedido nada tampoco (…). Uno no puede decir nunca este método es mejor que el otro.

Con la muerte del expresidente Sebastián Piñera se ha producido un vacío de poder. ¿Es de su interés tomar el rol que él ejercía?

Las personas que tienen la responsabilidad para ejercer el liderazgo son las tres directivas. Con todos ellos tengo una relación muy fluida. Si en algún minuto puedo ayudar en algo, ellos saben que estoy ahí. Pero soy súper respetuosa de que el poder lo tienen ellos. El próximo año se verá otra cosa. No me voy a meter en algo para lo cual nadie me ha elegido. El Presidente fue electo dos veces Presidente. Tenía un peso propio. Yo eso no lo tengo. Tengo, sí, obviamente, una posición expectante en encuestas.

Se viene la cuenta pública ahora y ya se armó un debate a propósito de condonar el CAE, medida de la que usted está en contra. ¿No le parece que los gobiernos deben cumplir las promesas con las que fueron electos?

Sí y no. Porque al final los gobiernos entran con un plan, pero las circunstancias lo van alterando. O sea, si a usted lo pilla un terremoto en la mitad o al principio, como lo pilló al Presidente Piñera, obviamente las prioridades cambian. Ahora, sucede que Chile no crece. Estamos endeudados ya al límite (…). Entonces, esto no es un problema de si tiene que cumplir o no las promesas. Este es un problema de realidad.

¿Le parecería más cómodo que este gobierno cierre ciertos temas que están abiertos? Por ejemplo, la reforma previsional.

Uno ve una, dos, tres, cuatro encuestas y las tres prioridades están clarísimas. Dentro de ellas, no está la condonación del CAE ni una reforma previsional. Sí estaba hace cuatro o cinco años atrás…

Decía que las pensiones ya no son prioridad. ¿No cree mejor cerrar ese tema ahora y evitar un conflicto después?

Tengamos claro que la gente ya entiende que las cotizaciones son de ellos y que tienen que ir a su cuenta. Y que entiende que esos son sus ahorros y que ellos tienen derecho a ver quién se los administra. Son dos condiciones bien fuertes. Si esas condiciones se cumplen y se puede llegar a un buen acuerdo, bueno, obviamente, ¿por qué no? Pero si es llegar a cualquier acuerdo, rompiendo la línea roja de cualquiera de esos dos temas, sencillamente por llegar a un acuerdo, por no tener un conflicto en el futuro, no, no estoy de acuerdo.

Matthei: “Uno ve una, dos, tres, cuatro encuestas y las tres prioridades están clarísimas. Dentro de ellas, no está la condonación del CAE ni una reforma previsional”.
Foto: Andres Perez

comentarios

Comentarios

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here